ABRAZAR EL ENCUENTRO

    El dr. Jorge Carvajal suele decir en sus seminarios que el mundo sería muy distinto si los abrazos los convirtiésemos en “abrasos”. Poner presencia y pasión en el encuentro con el otro lo convierte en mágico. Cuando los brazos se abren dejando desnudos los pechos, los corazones se tocan y sus latidos interpretan la sinfonía de la amistad, la única relación que se nombra con un derivado de la palabra amor.

     El abrazo es la síntesis de todas las caricias y el recuerdo de la unidad de la que todos procedemos. Es también el reconocimiento del otro más allá de su comportamiento, el símbolo universal del perdón y, en una octava más elevada, la muestra de que el sentir es nuestro más grande poder. Como no puedo “abrasarte” físicamente, querido lector, toma como mi abrazo el siguiente vídeo, donde una sola persona es capaz de cambiar el mundo tan solo abrazando

    ¿Te ha gustado? ¿Sientes ganas de abrazar…por qué no comienzas con quien tengas más cerca…? Si estás solo, puedes imaginártelo… cuando después te encuentres con la persona que has “abrasado”, seguro que se te escapa una sonrisa, que no es más que una forma de abrazar sin tocar.


    Los encuentros son algo muy misteriosos si, en vez de pensarlos, los sentimos. El encuentro con un vecino, aparentemente fortuito, lo podemos vivir como mágico, sintiéndole desde nuestro corazón, y dejando que la luz de éste escape por nuestra sonrisa. ¿Por qué desperdiciar la ocasión…? El encontrarse dos personas en un punto del espacio-tiempo, teniendo en cuenta la bastedad de éste, es algo maravilloso, así lo siente Guadalupe Pineda cuando interpreta la canción “Coincidir”: “Tantos siglos, tantos mundos, tantos espacios…y coincidir” ¿Te apetece escucharla…? En este vídeo la podrás ver junto a una espectadora muy  conocida: Mercedes Sosa.

    Tantas webs, tantos blogs, tanta red…y coincidir. ¿Lo celebramos…? ¡Venga un abrazo…! ¡Ah....y felices encuentros!

LA SABIDURÍA ABRAZA A LAS EDADES Y A LAS CULTURAS

Saborear la vida y nuestras creaciones en ella es un don que todos tenemos. Habita más allá de nuestra mente programada y no tiene edad. A este don lo llamamos sabiduría. Nuestra educación no nos habla de él; crecemos desconociéndolo.
            Su ausencia nos hace sentir incompletos y buscamos en las religiones, en las ciencias y en nuestras relaciones un sustituto. Así, hablamos de progreso científico y tecnológico sin plantearnos a dónde queremos llegar. Es como si nos subiésemos en un crucero de lujo sin importarnos su destino, quedando hechizados por sus múltiples placeres.
            La educación, que despierta a la sabiduría interior, convierte a sus estudiantes en auténticos creadores de su vida; y a sus creaciones en maravillosos regalos para el resto de la humanidad. No hay mayor progreso que la sabiduría en marcha, ni religión más verdadera que la que nos hace sabios.

            Desde la sabiduría, todas las edades tienen un sentido profundo y todas las culturas son un tesoro. Por eso, ella une en un abrazo al niño, al adolescente, al maduro y al viejo que somos. Y en un abrazo planetario hermana a todas las culturas. Dejémonos abrazar por ella…
            Te invito, ahora, a subir en la alfombra voladora de nuestra imaginación… y dirigirnos a una cultura, muy diferente a la nuestra, en la que una anciana sabia descubre la presencia de los cinco elementos a su nieto, de una manera muy especial… ¿te apetece acompañarme…? ¿Sí? Pues pincha en la siguiente dirección:
            ¿Te ha gustado? ¿Cuál crees que es el quinto elemento…?
            Cuando la anciana Nube Gris intuía que debía comunicar a alguien el sentido profundo de su nombre, lo hacía de una forma muy especial, porque sabía que esa persona tenía una misión, un sueño que realizar…. Así lo hizo con Garza Blanca, ¿quieres conocer cómo ocurrió….? Pincha en lo siguiente:
http://encuentrosconlasabiduria.blogspot.com/2010/01/el-secreto-de-garza-blanca.html

DE LO COTIDIANO A LO MÁGICO... DEL PERSONAJE AL CREADOR

La fuerza de lo cotidiano va poniendo barrotes a nuestra vida, hasta que el pájaro de nuestra imaginación queda encerrado en una jaula. Nos sentimos seguros dentro de ella, nuestro entorno próximo y los medios de comunicación van anestesiando nuestra memoria… hasta que olvidamos el uso de nuestras alas. Elegimos un personaje, que acepte nuestra sociedad, y lo interpretamos hasta aburrirnos. Nuestra mente olvida al creador que vive en nosotros, y tan solo siente una insatisfacción, que no tiene tiempo de estudiar, pues está muy ocupada en su escenario esperando el aplauso del público.
  Así, nacen los estereotipos que tanto aprovechan las multinacionales para aumentar sus ventas. Se hacen estadísticas de los comportamientos y opiniones de las personas, que lo único que hacen es reforzar sus personajes. La retroalimentación está asegurada. Las sorpresas se llegan, incluso, a temer. El tiempo se torna circular como los relojes que construimos. El revelador cortometraje “Alumbramiento” de Víctor Erice lo narra magistralmente: La magia de un nuevo nacimiento queda encerrada por los límites de lo cotidiano…nos preguntamos qué papel le espera al recién nacido. Es indudable que detrás del diseño de un personaje hay una creación y un mérito, pero también el peligro de quedar atrapado en él. Te invito a ver el corto, luego seguimos…

  ¿Qué te ha parecido…? Sus tonos grises refuerzan los papeles de los personajes, pero también nos recuerdan la ausencia del color. Detrás de cada actor hay un arco iris de potenciales no expresados, hay un autor capaz de reescribir a cada instante una nueva obra, de sorprenderse y de sorprendernos. Es el teatro en el que cada persona es escritor, actor y director de su vida. Lo cotidiano pierde su fuerza y deja paso a lo mágico… el personaje se reconoce como creador. Para lograrlo hay que recuperar al niño que recuerda que nacimos con alas, con las alas de la imaginación…que nos permiten escaparnos de la cárcel de lo cotidiano. Ven conmigo de visita a otro corto, en el que el tiempo deja de ser circular, y se convierte en pista de despegue para nuestros sueños…  Se titula “La Segunda Estrella a la Derecha”, su director, Pablo Bullejos, nos recuerda los tesoros que hay encerrados en esas cajas mágicas llamadas libros que, en realidad, nunca acaban de estar escritos del todo, mientras quede un lector que desee habitarlos.  ¿Me acompañas…?

Para profundizar más en el tema te recomiendo el capítulo seis de “Veintitrés maestros, de corazón” que lleva por título “El actor y sus personajes” A través de los diálogos, podrás ver como el maestro José Luis se las apaña para conseguir que sus alumnos descubran, ellos mismos, los personajes que están interpretando. Para acceder al libro de forma directa pincha en la siguiente dirección:
http://hermandadblanca.org/wp-content/files/VeintitresMaestros.pdf
(Es normal que tarde unos segundos en descargarse)

CIUDADES COMPORTÁNDOSE COMO BOSQUES

Cuando cortamos las ataduras a nuestra creatividad lo imposible se puede hacer real. Esto lo han comprendido dos personas que han sabido armonizar su Quijote y su Sancho: el químico Michael Braungart y el arquitecto William McDonough. Ambos han formado un equipo de auténticos “magos”, y han demostrado que lo artificial y lo natural pueden llevarse muy bien, hasta el punto de confundirse uno en el otro. Bajo el lema “la basura es comida” han ido más allá de la idea de sostenibilidad, que no deja de fundamentarse en la carencia de recursos tanto mentales como materiales. La humanidad se merece un futuro de abundancia y cada vez hay más personas que lo sienten así. La pareja ha expresado su creatividad en un libro fantástico, que en su versión inglesa es impermeable y totalmente reciclable: “De la cuna a la cuna-Rediseñando la forma en que hacemos las cosas-“ En él podemos leer pensamientos tan interesantes como los siguientes:

“Eliminar el concepto de residuo significa diseñar las cosas-los productos, los embalajes y los sistemas-desde su puro origen, pensando que no existe el residuo”

“Los envases no tienen porqué durar más que los productos que los contienen; pueden ser diseñados como nutrientes biológicos”

“La naturaleza actúa según un sistema de nutrientes y metabolismos en el que no existe la basura”

“Podemos crear construcciones que, al igual que los árboles, produzcan más energía de la que consumen y depuren sus propias aguas residuales”

“Las suelas de los zapatos también podrían degradarse de forma enriquecedora para el medio ambiente”

“Imaginemos un edificio como un árbol, una ciudad como un bosque…”

Estas ideas tan libres de viejas ataduras…¿no te invitan a tener las tuyas propias al respecto? Si se te ocurre alguna ponla en el comentario de esta entrada, compártela. Incluso la podemos mejorar entre todos. Cada uno somos una fuente, entre todos un río.

Si alguno cree que todo esto es quijotesco, le invito a informarse sobre las obras ya realizadas, como la “Rouge Factory” de Ford, en la que, entre muchas maravillas, posee un techo viviente, y que ha convertido un lugar fuertemente contaminado en un auténtico parque natural. Un mundo diferente es posible; mientras unos discuten sobre esta posibilidad otros lo están creando.

Si quieres leer una entrevista a William McDonough pincha en lo siguiente:
http://www.feedbacktoday.net/articulo.php?id=740&fb=89
Si quieres saber sobre su techo viviente y otros inventos pincha en la siguiente dirección:
http://www.wipo.int/wipo_magazine/es/2009/02/article_0010.html
Si quieres conocer su proyecto de la torre-árbol pincha en esta otra:
http://ecolosfera.com/treenscraper-la-torre-arbol/

Si te apetece saber sobre Michael Braungart te invito a leer la entrevista que le hicieron en "La Contra" de "La Vanguardia": http://wwwvivencias12.blogspot.com/2012/01/de-la-cuna-la-cuna-un-futuro-ya.html


El regalo “especial” lo he guardado para el final, es este vídeo, no te lo pierdas:

Videos tu.tv